Principio KISS: La práctica y la utilidad (3ra. y última parte)

Mantenlo SimpleBasta de obsesionarnos por parecer unos genios. Eso servía en la escuela donde estábamos compitiendo para aplacar nuestra inseguridad. En el mundo real mucho del éxito se mide por nuestra capacidad de agregar valor a la vida de muchas personas y por nuestra capacidad de crear abundancia.

Si somos capaces de simplificar, no se necesita que las cosas sean creadas por un genio ¿A quién le importa si lo eres o no? ¿Qué tal si despedazas tus problemas en pequeños problemas? Las grandes tareas se componen de pequeñas tareas. Un pequeño reto que se resuelve día a día. Mantén los métodos pequeños, fáciles de entender, implementar y compartir con otros. Una pequeña solución soluciona un pequeño reto. Sólo sé humilde y sé útil siéndolo

Capitaliza tus lecciones aprendidas. Solemos parecer más inteligentes después de que nos pasan las cosas. Al aprendizaje también se le llama experiencia. No importa si alguna vez lo usarás, o si le llega a servir a alguien más. En gran medida, mucho de lo que juzgamos como “difícil” o “complicado” es porque carecemos de la “solución” en nuestra base de datos personal. Esa solución se llama “lección aprendida”.

Hace poco aprendí el mágico principio del número tres o de “armar tríadas”. Se trata de tomar un tema y dividirlo en tres partes, y a su vez cada parte en otras tres partes, hasta que esa división llegue a la expresión más mínima y simple de una idea concreta. Ha sido un descubrimiento maravilloso y una manera verdaderamente mágica de poner las ideas de forma simple.

Piérdele el miedo a sustraer o eliminar cosas. En otra entrada hablaba de la paranoia por omisión. El temor parece ser más económico que psicológico: ¿Esto qué significa? Ha hecho carrera el discurso de que vivimos en un mundo escaso, donde todo falta; esto es una falacia, un mal sueño que nos han querido vender. Esta pesadilla nos hace cree que mientras más tengamos, más añadamos, más grande, más fuerte y más caro, mucho mejor. Creemos que si simplificamos y sustraemos cosas eliminamos “valor”, cuando al contrario, podríamos estarlo incrementando. “Menos es más” si se trata de mantener las cosas simples.

Tus clientes agradecen el valor de lo simple

¿Cuántas veces has recibido aquello que querías recibir? ¿Recuerdas cómo fue? Es así de simple: valor es aquello que un cliente desea recibir en unas condiciones determinadas y que además está dispuesto a pagar por eso. Tengamos en cuenta que cuando hablamos de pagar no sólo se refiere a dinero, sino a otra clase de recurso o acción adicional: tiempo en una larga fila, hacer un viaje para conseguir lo que quiere, sacrificar otra cosa, etcétera.

Nuestros clientes, y nosotros mismos cuando lo hemos sido, valoramos las cosas simples sin recovecos ni gestiones absurdas que nos quitan tiempo. Quien lo haga más simple se ganará los clientes. Como clientes queremos productos y servicios fáciles de usar; cosas que aprendamos a manejar fácilmente; cosas que no nos “humillen” por su complejidad. Si hicieras una evaluación de lo que tienes y usas ahora ¿Qué porcentaje aprovechas de sus funcionalidades y opciones?

Como clientes nos podemos abrumar con facilidad. A veces nos ponen a escoger demasiado. Eso nos asusta, nos confunde y nos pone a buscar la opción menos complicada. La típica escena del restaurante donde hay  pasta con carne, sin carne, con cerdo, pollo, vegetales, mixto, con salsa, sin salsa, con hierbas, sin hierbas… muchos de nosotros volvemos al mismo restaurante y no salimos de los mismos platos de siempre. Sencillamente la excesiva variedad copa nuestra atención y capacidad de elegir o corregir.

Exagerar la variedad también puede complicar nuestros procesos de cara al cliente. Es mejor un menú claro, simple y bien hecho, hecho con procesos sencillos y ágiles. Si el cliente cambia de parecer será fácil administrar la contingencia; si lo que quiere es velocidad, su comida llegará rápido, caliente y con calidad.

Anuncios

Tus comentarios le dan vida al sitio:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.