Anonimato: Descansar haciéndose invisible

Hace poco estuve de vacaciones y no pensé que finalmente la concepción de descanso sufriría una mutación hacia el poder evitar ser encontrados… hacia el hacernos decididamente invisibles. Whatsapp ha sido la estocada final que nos ha puesto en la posibilidad de ser encontrados y “endosados” en cualquier momento y lugar, si nos descuidamos y dejamos abierta alguna conexión. Un mensaje, un audio, cualquier texto y ya hay comunicación, no hay escapatoria.Leer más »

Ladrones de tiempo

Cómo perdemos el tiempo
¿Cómo y en qué perdemos el tiempo?

 

Quizás hoy, como nunca antes en la historia, tenemos más posibilidades de perder el tiempo y dejar que se nos vaya por el desagüe. Revisa el cuestionario que verás abajo, pregúntate cuáles son los cinco (5) principales ladrones de tiempo que tienes y márcalos uno a uno dando clic (Termina pulsando el botón “Vote” y podrás ver los resultados generales). Posiblemente descubras cosas sobre tu vida que no sabías…Leer más »

El círculo de consciencia

Hace un tiempo conversamos sobre el Minimalismo Energético y revisamos aquellas cosas que nos quitan energía y nos hacen perder el tiempo. Hace poco estuve en un taller en el que descubrí un pedacito que me hacía falta para cerrar el entendimiento de cómo y por qué perdemos tanta energía en tonterías. Se trata de la idea del círculo circunstancial y el círculo de influencia; te contaré de qué se trata.Leer más »

1000

Mantenlo Simple llega a sus primeros mil seguidores. En la tradición judeo-cristiana, el número 1000 tiene una rica simbología. Antiguamente era el número más alto; era complicado llegar a contar algo tangible que siquiera se acercara a ese número, por lo tanto era un ejemplo de multitud, una representación de lo innumerable, de lo indefinido. Hay varios ejemplos de textos bíblicos que hacen referencia al número 1000 como señal de infinitud (2 Pe. 3:8 – Sal 105:8  – Dt. 7:9 – 1 Sam. 21:11 – Apo. 20:2 – Apo. 20:4,6). Leer más »