Neuroderechos, privacidad mental y la digitalización de la consciencia

En los últimos 25 años, paralelo al desarrollo de la Internet, Hollywood nos ha tenido sometidos al más variopinto espectro de películas y series dedicadas a la idea de la digitalización de la consciencia. Desde las noventeras “Matrix” y “Piso 13”, hasta producciones más recientes como “Trascendence” (donde al final toca apagar el mundo para poder sobrevivir…), “Black Mirror”, “Altered Carbon” y “Ghost in the Shell”, la ciencia ficción ha exprimido hasta el cansancio este leitmotiv (y los frikis como yo, lo confieso, nos las hemos visto casi todas…).

Ahora el asunto ha dejado de ser fantasía y se ha convertido en una línea de investigación [y de negocio] lo suficientemente seria como para que empecemos a temer por el último bastión de privacidad que nos queda: nuestro cerebro.

Leer más »

Anuncios

Los blogs son como una porcelana fina

 

La cultura en la que vivo es poco dada a leer… Incluso, como he comentado en otras entradas, seguido me encuentro con gente que no tiene idea de qué es “blog” ni para qué sirve. Otro tanto se sorprende de que incluso me atreva a escribir y publicar mis ideas. Me temo que entre las redes sociales, Google, Amazon y los servicios de streaming, se está alimentando una visión de túnel sobre lo que puede ofrecer la Internet.Leer más »

No uses tu minimalismo como vía de escape.

La Bitácora Minimalista

Hola querido Lector. Antes que nada me disculpo por mi ausencia de algunos meses, sé que es poco serio perder asiduidad en la producción de este blog pero practiqué lo que se llama “minimalismo mental”: Si no tengo nada bueno que decir, mejor cierro mi bocota. Esta práctica no es que la lleve a cabo siempre, de hecho puede que generalmente meta la pata y hable de más, pero hay algo favorable en este formato de blog: Puedo escribir tantos borradores como se me antoje, y publicar siempre que esté convencida de hacerlo.

Hay una idea que viene rondando en mi cabeza hace un par de semanas, y que estoy dispuesta a desarrollar en este blog porque creo que puede sernos útil a toda la comunidad minimalista y es, el concepto con el que titulo este artículo: No usar el minimalismo como vía de escape.

Ver la entrada original 1.046 palabras más

Prometo que esta noche sí me duermo temprano

Somos muchos los que nos acostamos y empezamos a dar vueltas en la cama. Hace un tiempo, en alguna consulta que estuve, me dijeron que era “porque no me rendía, porque no me entregaba”. Parece ser que para dormir hay que entregarse al sueño, pero no encuentro cómo hacerlo, me cuesta trabajo. Entre la pensadera, las ideas locas o ese olvido que llega súbitamente y te despierta antes de dormir, no hay espacio para entregarse…Leer más »

Lo que confesamos los lectores

Existimos seres a quienes nos gobiernan algunas obsesiones. Yo era de esos que me leía libros de principio a fin, no dejaba ni una página. Me sentía “sucio” si dejaba algo sin leer. Hasta las notas de pie de página, las notas de referencia al final de los capítulos o al final del libro y hasta los comentarios de la traducción los revisaba profusamente. Poco a poco y con los años me fui dando cuenta de cosas…Leer más »

El supermercado de la mitología cuántica

fisica-cuantica-WTF

Hace unos doce o quince años para acá, ha tomado fuerza la idea de lo “cuántico” y tal parece que se volvió la mejor excusa para ponerle un cascarón científico al pensamiento mágico que nos ha acompañado por siglos. Hay explicaciones, causas–efectos, estrategias, talleres, libros, intervenciones, medicinas, psicoterapias, caminos al éxito, coaching, neuro–mierda y otro tanto de juegos mentales–comerciales que se basan en esa clase de “magia–científica” para “lograr todo lo que nos proponemos”.

Leer más »

Cuando abra la boca, hágalo sin cagarla

niña-avion

Un hombre estaba sentado en el avión al lado de una tierna niña, miró a la niñita y le dijo:

– Charlemos… he oído decir que los vuelos parecen menos largos si uno conversa con la persona que tiene al lado.

La pequeña, que acababa de abrir un libro para ponerse a leer, lo cerró lentamente y dijo con voz suave:

– ¿Sobre qué le gustaría conversar?Leer más »

Mi primer vuelo

La aventura empezó realmente en el 2017, pero por un accidente y un duro proceso de enfermedad, tuve que posponerlo hasta febrero de 2018 cuando empecé a hacer ejercicios con mi propia vela. Luego de varios meses de prácticas en el “Campo Escuela” se llegó finalmente el día del primer “vuelo de alto”, como se le denomina al primer vuelo que haces en parapente.Leer más »

Olor a libro

Oler-libro

El gozo es poderoso y también personal. Hay gente que goza comprando ropa, accesorios, perfumes, licores y esa clase de cosas. No obstante, también quedamos al margen los que gozamos comprando libros. Somos bastante escasos y raros.

Hace poco, en un curso que estaba haciendo, dos compañeras me cuestionaron con vehemencia porque dije en voz alta que me encantaba comprar libros y que no se los prestaba a nadie porque “los libros no perdonan ser compartidos con quien no lo merece”. Lo menos que me dijeron fue: “egoísta…”, que para qué compraba libros…, que para qué tener libros parqueados en la casa… y un largo etcétera…Leer más »