La enfermedad del “sin descanso”

A algunos nos cuesta trabajo decir que “no”. Trabajar sin descanso es como una enfermedad y muchos estamos contagiados ¿Para qué estamos en esta carrera suicida? ¿Qué valor tiene?Leer más »

Anuncios

Fail fast, fail soon, fail cheap

Fallar rápido, fallar pronto, fallar barato

Fui educado en la escuela de hacer todo “perfecto” y jodidamente bien hecho. No obstante, hace poco me encontré con esta maravilla de idea: está bien fallar, de hecho, las fallas en muchos casos muestran el camino de llegada a los aciertos, así que no hay problema en equivocarse. Quizás en este punto el asunto sea un tema de “equivocarse con estilo” ¿Cómo hacerlo?Leer más »

Exigir el máximo para pagar el mínimo

Tomado de: http://www.pulselive.co.ke/bi/strategy/kenya-15-000-human-resource-managers-risk-getting-fired-id6810137.html

Se requiere profesional en programación con conocimientos en… [Larga lista de nombres extraños…] y experiencia en… [esto, lo otro y lo de más allá] en empresas de… [la lista Fortune 500]. La persona debe tener capacitad de trabajo bajo presión (traducción: capacidad para aguantarse un trabajo de mierda), trabajo en equipo (competencia completamente inútil y frustrante en culturas empresariales basadas en la filosofía del “sálvese quien pueda”), capacidad para la innovación y la solución creativa de problemas (habilidad sistemáticamente bloqueada por jefes promotores del statu quo), adaptabilidad al cambio (pero al cambio impuesto por otros… si propone cambios nadie le escuchará). Leer más »

Así es como terminamos haciendo cosas que detestamos

Nos la pasamos mucho tiempo haciendo cosas que no tienen nada de grandioso ni de especial. Terminamos la vida andando por los “rieles” de la costumbre. Lo preocupante es que a esta ruta también la llamamos “carrera”. ¿Por qué nos ocurre esto? Quizás te lo hayas preguntado muchas veces y te chocas contra la pared del mismo callejón sin salida. Revisemos por qué terminamos haciendo muchas cosas que no queremos hacer…Leer más »

Por qué nos falla la lista de deseos de año nuevo

Estamos en el punto de quiebre para hacer el balance de lo que termina (2017) y el año que comienza (2018). La idea del año nuevo se sostiene en la creencia de que con un “tiempo nuevo” las cosas vuelven a empezar y vuelven a ser nuevas, cuando en realidad lo que cambia somos nosotros mismos. Nos hacemos “buenos propósitos”, pero vale la pena darnos cuenta por qué año tras año fallamos, aquí diez pistas:

1. La meta suena como un embeleco: Normalmente nos proponemos cosas generales que son todo y nada. Estas metas, como no tienen cuerpo, no las entendemos y no podemos conectarlas con un propósito, un plan de acción y algún tipo de medida. Veamos algunos ejemplos (“Este año sí voy a…”):

Leer más »

Las puertas que se abren, si no se cruzan, tardan tiempo en volver a abrirse

Tengo una amiga que está aburrida en su trabajo… como lo está el 90% de la gente que conozco. Me preguntó por una vacante que hay donde trabajo y empecé a explicársela porque sé que tiene todo lo necesario para aplicar y para ser exitosa en ella…, pero “llegó el pero…”.Leer más »

¿Por qué somos tan ciegos para percibir lo que ocurre a nuestro alrededor?

En la vida de pareja, en el trabajo, en los negocios, con nuestros amigos, el dinero, las deudas… Hace poco nos dejaron esta pregunta en un foro en el que participé. En muchas situaciones naturales y cotidianas se gestan cambios y cuando estos llegan creemos que son súbitos. No obstante, lo que realmente parece ocurrir es que de muchas formas ya se venían gestando y por nuestra ceguera no los vemos. ¿Por qué ocurre esto…? Veamos seis causas:Leer más »

Las reglas de vida de un creativo

Hace poco reblujando y ordenando archivos me encontré un pequeño texto titulado “Rules of a creator’s life” (Las reglas de vida de un creativo). Me puse a pensar “al revés y a darme cuenta por qué en las empresas, la educación y la vida general se ha vuelto tan difícil de sostener ese discurso de “seamos todos innovadores”. Estas son las nueve (9) reglas:

Leer más »

La “crítica constructiva” es como perfumar estiércol

A veces se me hace que eso de la tal “crítica constructiva” es una mentirilla como la de las botellas de plástico con menos plástico y las balas de plomo con menos plomo. La botella de plástico sigue teniendo plástico y la bala sigue siendo bala. La una contamina a más no poder y la otra sirve para asesinar. Decir que una crítica es constructiva es como perfumar estiércol.Leer más »