Cuando abra la boca, hágalo sin cagarla

niña-avion

Un hombre estaba sentado en el avión al lado de una tierna niña, miró a la niñita y le dijo:

– Charlemos… he oído decir que los vuelos parecen menos largos si uno conversa con la persona que tiene al lado.

La pequeña, que acababa de abrir un libro para ponerse a leer, lo cerró lentamente y dijo con voz suave:

– ¿Sobre qué le gustaría conversar?

– Pues no sé… ¿Qué tal de ‘física nuclear’? le dice él en tono burlón y le mostró una gran sonrisa.

– Bueno, ése parece ser un tema interesante, dice la niña pero antes déjeme hacerle una pregunta… Un caballo, una vaca y un borrego comen lo mismo: hierba; pero por qué el excremento del borrego es como bolitas pequeñas, el de la vaca es una plasta y el del caballo parece una pelota de pasto seco. ¿Por qué cree usted que sucede eso?

El hombre visiblemente sorprendido por la agudeza de la pregunta de la niña, lo pensó un momento y le dijo: – Hummm…. no tengo ni idea.

La delicada y dulce niña contestó:
-De verdad se siente calificado para hablar de física nuclear, ¡Cuando ni de mierda sabe!

 

🙂

Anuncios

3 comentarios en “Cuando abra la boca, hágalo sin cagarla

  1. “Quien con infante pernocta excrementado alborea” o en Roman paladíno “Quien con niño se acuesta cagao amanece”. Si vas cagado de miedo en el avión te viene una respuesta escatológica!.

Tus comentarios le dan vida al sitio:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.