Que tu silencio sea superior a tus palabras

silencio

Ya van dos meses sin poner nada aquí, sin escribir, sin decir nada. Luego de seis años, ésta es quizás la pausa de publicaciones más larga que he tenido; solo es atribuible a un mar de causas, entre esas las normales turbulencias que se presentan al navegar cambios importantes en la vida.

Cambios de los que tampoco era menester escribir ni filosofar. Era el normal cierre de un septenio turbulento y el comienzo de uno que promete ser más tranquilo.  ¿Qué más podría llegar a ser tan vomitivo? Simplemente me dediqué a “surfear” la ola y a tratar de no morir ahogado con tanta agua encima.

Se siente bien, en este momento, recuperar el interés por poner algo aquí, así no sea mucho, así no sea nada, así no importe a nadie, solo a mi ¿A alguien más le habrá pasado? ¿Hay por aquí algún bloguero que se quiera confesar?

Hay mucho en la garganta esperando a salir, esperando a ser desamarrado en ese nudo. Ya veremos qué sale.

 

Crédito de la imagen: https://kulturtado.wordpress.com/

 

🙂

Tus comentarios le dan vida al sitio:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .